Hummus de Judias y Albahaca

Esta receta es otra variación de las infinitas que se pueden hacer del tradicional hummus libanes. En este caso, los garbanzos han sido sustituidos por otra legumbre, las alubias. El taina ha sido sustituida por cacahuetes. Y de forma extra, un toque de albahaca.

Receta:

  • 250 gr. de alubias blancas cocidas
  • 2 dientes de ajo
  • 20 gr. aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharada sopera de comino
  • Zumo de medio limón
  • 100g de cacahuetes tostados y triturados
  • Un manojo de albahaca
  • Sal y pimienta al gusto

Pasos:

  1. En un procesador de alimentos o con una barita de triturar, añade todos los ingredientes y mézclalos hasta conseguir una pasta esponjosa.
  2. Puedes acompañarlo con unas tostadas y un salteado de calabacín y champiñones como en mi caso.
  3. Para servirlo espolvorea un poco de pimentón o algún tipo de semilla y un chorro de acetite de oliva virgen extra.

Historia del Hummus:


Las raíces que cada pueblo hunde en su propia tierra están formadas por la herencia cultural generada desde que los primeros habitantes formaron esas comunidades. Lo que se cocina, lo que se come, forma parte de la esencia de cada civilización y da muchas pistas acerca de su identidad. El hummus es una crema de garbanzos que se come en todo Oriente Medio, sobre todo en el Líbano, donde aparece en escritos antiquísimos, cuyo origen algunos sitúan en el antiguo Egipto, aunque algunos lo discuten.

Lo que está claro es que el hummus existía mucho antes de que todas las naciones que reclaman su paternidad existieran como estados: antes de la Segunda Guerra Mundial, todos formaban parte del Imperio Otomano. Los judíos que emigraron a Israel de los países del Este querían olvidar su comida, que identificaban con la persecución, y reconectarse con sus raíces bíblicas. Por eso adoptaron como propio el hummus. En el Líbano, es un plato tan omnipresente que los camareros casi ni te preguntan si lo quieres: dan por hecho que lo vas a tomar, según cuenta el ministro de Turismo del país. Para los palestinos, el hummus es una parte crucial de su cultura, su historia y su identidad. El origen de esta palabra proviene del término árabe hummus y significa “garbanzo”. Su denominación más completa es la de Hummus bi tahina.

Es frecuente servir este plato en el desayuno. A pesar de tratarse de un alimento básico, de origen humilde, es una comida nutritiva, baja en grasas, que no contiene colesterol ni azúcares, y es muy rica en proteínas y fibra. Se come acompañado de un pan plano, como es el caso del pan de pita.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: